No respetaron el cierre de comercios no esenciales en Valle de Bravo por Covid-19

VALLE DE BRAVO.- Autoridades municipales no acataron la gaceta publicada por el GEM el 22 de abril de 2020 en la que se establecía el cierre de comercios no esenciales por el confinamiento originado por el Covid-19, pues durante los fines de semana estuvieron abriendo los comerciantes de la cabecera municipal.

Durante el periodo de la Jornada Nacional de Sana Distancia, del 20 de marzo al 31 de mayo de 2020, el Ayuntamiento del pueblo mágico hizo caso omiso a las recomendaciones del sector salud con respecto a las actividades no esenciales, ya que permitió la apertura de los comercios no esenciales para que continuaran sus actividades económicas durante los viernes, sábados y domingos de la Jornada Nacional de Sana Distancia.

Anuncios

Incluso, después de haber terminado oficialmente la Jornada Nacional de Sana Distancia, el Estado de México mantuvo dichas medidas aplicables en todos sus municipios, pues de acuerdo con el semáforo epidemiológico del gobierno federal para el regreso a la nueva normalidad se mantenía, el rojo el cual indica el punto más crítico de la pandemia en la entidad mexiquense.

Sin embargo, esto tampoco importó, pues a partir del 5 de junio los prestadores de servicios turísticos reanudaron sus labores ofertando diversas actividades de esparcimiento a quienes visitaban el pueblo mágico.

Entre los comercios que continuaron abriendo esos días se encontraban papelerías, zapaterías, estéticas, tienda de juguetes, textiles, joyerías, artículos religiosos, ferreterías, y demás por mencionar algunos, lo cual se puede constatar a través de diferentes notas publicadas por este medio de comunicación.

Con respecto a las actividades turísticas se aperturaron los paseos en lancha, raizar, cuatrimotos y bicicleta de montaña, siendo ofrecidos en la zona de afluencia turística del Embarcadero Municipal.

Acuerdos con comerciantes

La razón de que los comerciantes de las actividades no esenciales abrieran durante los fines de semana se dio luego de que el gobernador Alfredo del Mazo anunciara el cierre de éstos a partir del 21 de abril de 2020.

Este hecho hizo que la Dirección de Gobierno de Valle de Bravo notificara el cierre a los locatarios del primer cuadrante del centro del pueblo mágico, lo que provocó tensión y una manifestación al interior de la presidencia municipal.

Al día siguiente se informó de los acuerdos llegados entre las autoridades municipales y los locatarios de los comercios no esenciales en los que destacó el abrir solo fines de semana en un horario reducido, la implementación de medidas sanitarias en los locales y una despensa alimenticia para donar.

Sin embargo, este acuerdo se estableció fuera de las recomendaciones que hizo el GEM en la Gaceta del Gobierno del Estado Libre y Soberano de México Número 71, Tomo CCIX, publicada el día miércoles 22 de abril de 2020.

En la cual “se ordenó, entre otras cosas, la suspensión inmediata, del 30 de marzo al 30 de mayo de 2020, de las actividades no esenciales, con la finalidad de mitigar la dispersión y transmisión del virus SARS-CoV2 en la comunidad”, Esto con la finalidad de disminuir la carga de enfermedad, sus complicaciones y la muerte por Covid-19 en la población.

Silencio en el inicio de la «Nueva Normalidad»

De igual forma, el 1 de junio de 2020 se empezó la etapa de la pandemia denomina la «Nueva Normalidad», en la que ahora un semáforo de cuatro colores indicaría el nivel de riesgo para regresar a las actividades cotidianas, pero el Ayuntamiento vallesano tampoco aplicó las medidas de regulación sanitaria.

En lugar de esto, las actividades turísticas se reabrieron cuando el municipio se encontraba en color rojo. En gran medida por la falta de dinero y comida en los hogares de los prestadores de servicios turísticos, pues resultó insuficiente el Plan de Rescate Económico y Alimenticio para Familias Vallesanas implementado por las autoridades municipales.

A partir de esta fecha y durante todo el mes de junio, la movilidad de las personas en Valle de Bravo aumentó considerablemente, pero las medidas de seguridad como el uso de cubrebocas o la sana distancia seguían sin permear en el 100% de las personas en vía pública.

Apertura de comercios para reactivar la economía

Este 3 de julio, el gobernador Alfredo Del Mazo anunció la apertura de comercios como papelerías, tiendas de ropa, muebles, refaccionarias, tiendas de electrónica, estética, tintorerías, talleres, locales de reparación de electrodomésticos y reparación en general, así como hoteles, restaurantes y tiendas departamentales al 30% de su capacidad total.

Esta medida aplicará también para Valle de Bravo, sin embargo no se hará por el ordenamiento oficial, sino porque son parte de la cotidianidad en el municipio.

Vía El Sol de Toluca.

Compartir