Hasta material quirúrgico llega a un tiradero clandestino en Ocoyoacac

OCOYOACAC.- Derivado de un tiradero de basura clandestino, que opera aproximadamente desde hace un año, vecinos del municipio de Ocoyoacac han presentado problemas en la piel, digestivos, respiratorios, fauna nociva y olores pestilentes.

Guillermo Guadarrama

Anuncios

Habitantes del Barrio Santa María en el municipio de Ocoyoacac expresaron su inconformidad ante este tiradero clandestino a cielo abierto, que se ha convertido en un severo foco de infección y, pese a que ya solicitaron a la autoridades municipales que se clausure y sanitice el lugar, hasta el momento se les ha hecho caso omiso.   

María Morán Hernández, representante del Barrio Santa María, precisó que además de que hay fraccionamientos habitacionales, también está el DIF Municipal, la Casa del Adulto Mayor y una guardería, espacios en los que los adultos mayores desde antes de la actual emergencia sanitaria ya presentaban problemas digestivos y respiratorios graves.    

Acusó que en el ayuntamiento les piden que abran las ventanas para ventilar los domicilios, no obstante, describieron que el olor es insoportable. Asimismo, denunció que, debido a este problema, la mayor parte de las personas comenzaron a desarrollar problemas respiratorios, entre ellos su hijo, un niño de 10 años que ha requerido hospitalización pero, debido a la contingencia sanitaria, ha tenido que regresar para recuperación a su hogar y acudir al Hospital Para el Niño periódicamente.

“Eso que suelta la basura es lo que hace que los pulmones se cierren, que se protejan, mi hijo está tose y tose, claro que le sale sangre de la nariz. Yo sí quedo así, impactada porque no es posible que esto le esté pasando al niño. Ahorita lo dejé porque lo están nebulizando para que sus pulmones vuelvan a abrir y vuelva a respirar normal. Es lo que me dice el pediatra”. Afirmó

La denunciante aseguró que, en coordinación con los vecinos, buscan constantemente a las autoridades, siendo la más reciente el pasado viernes, sin embargo, aseguran que la presidenta municipal se mantuvo inaccesible debido a una celebración personal, negándose a escuchar la voz de la comunidad.

Asimismo, otra de las graves consecuencias de la operación en el tiradero es la contaminación de tomas de agua, al respecto comentó “no había comprendido que los líquidos se penetran en el subsuelo, entonces eso va a contaminar el agua. […]En plena pandemia [la presidenta] envió un comunicado para que se ventilen las casas y saniticemos las calles ¿cómo vamos a sanitizar todo?, si está pasando la basura, está pasando material quirúrgico; ¡Todo eso está llegando aquí!”.

La representante afirmó que son cerca de 1000 personas las afectadas, incluso en zonas aledañas como Cholula, lugar donde reportan niños con problemas de salpullidos e intensas infecciones estomacales.

Aunque aseguró que temen represalias por parte de las autoridades o, en su caso, que quisieran ofrecer un soborno por callar estas irregularidades, dijo que no estaba dispuesta a prestarse para dichos tratos, pues “la salud es lo primero”.

Vía Diario Portal.

Compartir